Cuál es el riesgo de embarazos múltiples?

En nuestro centro el porcentaje de embarazo gemelar es de 6%, mientras que el de embarazo triple o de mayor orden es menor a un 2%. El máximo de embriones transferidos es de 3.

¿Afecta a muchas parejas?

Aproximadamente nueve de cada diez parejas en edad fértil que mantienen relaciones sexuales regulares consiguen un embarazo durante el primer año. Actualmente un 10 a 15% de las parejas en edad fértil consultan por infertilidad a nivel mundial. Lo cual correspondería a 700,000 – 1, 000,000 de personas en nuestro país

¿Cuál es la frecuencia en que se deben mantener relaciones sexuales para quedarte embarazada?

Una vez ocurrida la ovulación el periodo durante el cual el ovulo es fecundable es de 48 horas, los espermatozoides pueden sobrevivir y fecundar un ovulo en las trompas de Falopio durante un periodo de 72 horas.

¿Cuáles son las causas de la infertilidad?

Son de carácter social y de tipo médico. Entre las primeras están el retraso en la búsqueda de la descendencia y el estrés al que están sometidos tanto el hombre como la mujer en la vida diaria. Los factores causales de infertilidad se han agrupado de la siguiente forma: factor masculino, factor ovular, factor tubo – peritoneal, factor cervico-uterino. Un 20% de las causas quedan sin explicar.

¿Cuáles son las pruebas necesarias en una primera visita?

Deben acudir los dos miembros de la pareja para efectuar todas las pruebas necesarias que descarten enfermedades que desaconsejen el embarazo. También para conocer el estado inmunitario de los pacientes frente a determinadas enfermedades de tipo infeccioso que pudieran originar un contagio al feto. Las pruebas a realizar comprenden un ultrasonido vaginal, grupo y factor Rh; bioquímica; serología para toxoplasma, rubéola, Síndrome de Inmunodeficiencia Humana (HIV), RPR, citomegalovirus (CMV) y marcadores de hepatitis.

¿Cuándo hay que acudir al ginecólogo especialista en reproducción?

Después de transcurrido un año de relaciones sexuales regulares, sin utilizar ningún tipo de método de planificación familiar y no haber logrado un embarazo, se puede empezar a sospechar la existencia de alguna alteración. Es recomendable acortar este periodo de tiempo de espera en el caso en que la mujer tenga 35 o más años.

¿En qué medida afecta la edad a la infertilidad femenina?

La madurez física y psíquica de la mujer hace que la edad perfecta para tener hijos sea entre los veinticinco y los treinta años. Pero, hoy en día, las parejas deciden tener hijos después de estas edades, debido en gran medida a la incorporación de la mujer al mercado laboral. A partir de los treinta y cinco años, la fertilidad femenina disminuye sensiblemente y a partir de los 40, la posibilidad de embarazo es muy baja, además, el riesgo de aborto y tener un recién nacido con problemas genéticos aumenta después de los 38 años.

¿Hay solución en la mayor parte de los casos?

En la actualidad a través de las técnicas de reproducción asistida se puede ofrecer solución a los problemas de infertilidad en un 90%

¿La Reproducción Asistida garantiza la no-transmisión de enfermedades hereditarias?

Las técnicas convencionales de fertilización in vitro e ICSI no garantizan la no transmisión de alteraciones genéticas en los embriones. Sin embargo, existe en otros centros de Europa, USA y algunos de Sur América una variante llamada diagnóstico genético preimplantatorio (DGP) con la que se posibilita la selección de embriones sanos con el fin de no transmitir enfermedades hereditarias – como la hemofilia- , o el síndrome de Down, entre otras.

¿Lleva mucho tiempo conseguir una gestación por métodos de reproducción asistida?

En una buena parte de los casos se necesita más de un ciclo de tratamiento para lograr un embarazo. Idealmente si las parejas persistieran en su empeño de ser padres, el 90% lo conseguirían.

¿Necesitan ayuda psicológica las parejas que se someten a técnicas de reproducción asistida?

La maternidad sigue siendo para muchas parejas una fuente primordial de felicidad y significado en la vida, por eso las que la buscan con tesón y no la consiguen sufren profundamente. Las parejas que desean tener hijos y se enfrentan a un problema de fertilidad se sienten frustradas, deprimidas y traicionadas por la naturaleza. Con frecuencia, la única esperanza está en la medicina y en la comprensión de los especialistas. Los programas de ayuda psicológica son fundamentales y, además, aumentan el éxito de embarazo.

¿Pueden ser los factores psíquicos causantes de la infertilidad?

No se sabe la influencia que pueden tener los trastornos emocionales en la reproducción. El estrés asociado a la reproducción debe ser tratado porque deteriora la calidad de vida de la pareja.

¿Puedes elegir el sexo de tu hijo?

Actualmente es posible saber el sexo de el o los embriones a ser implantados a través del diagnóstico genético pre – implantacional, sin embargo este procedimiento tiene indicaciones precisas como la sospecha de enfermedades genéticas ligadas a los cromosomas sexuales y fallo de implantación.

¿Qué es una clínica de reproducción asistida?

Es un centro médico especializado en métodos diagnósticos y técnicas de reproducción, que posee personal altamente preparado y los avances tecnologicos mas modernos en el campo de la reproduccion. Ante problemas de fertilidad se debe acudir a ginecólogos especializados en reproduccion humana ya que el estudio de esterilidad es complejo y comprende pruebas que no se efectúan en la exploración ginecológica habitual.

¿Qué factores hay que tener en cuenta para elegir el tratamiento?

Ante un mismo diagnóstico, la edad de la pareja y el tiempo que lleve intentando conseguir una gestación son factores de vital importancia a la hora de fijar el tratamiento. No es igual para una pareja de 38 años y 10 de deseo de embarazo, que para otra con 25 años y dos intentando la gestación. En el segundo caso siempre se optará por lo más sencillo.

¿Qué son la infertilidad y la esterilidad?

Existe una confusión generalizada entre los dos términos, pero médicamente la distinción es clara. Esterilidad Primaria: cuando la pareja, tras un año de relaciones sin tomar medidas de protección, no ha conseguido un embarazo. Esterilidad Secundaria: la de la pareja que, tras la consecución del primer hijo, no logra una nueva gestación tras dos o más años de intentarlo. Infertilidad Primaria: la que padece una pareja que consigue una gestación que no llega a término con un recién nacido normal. Infertilidad Secundaria: cuando, tras un embarazo y parto normales, no se consigue una nueva gestación a término con recién nacido normal.

¿Quiénes suelen ser responsables de la infertilidad, los hombres o las mujeres?

Un 40 – 50% sería por causas masculinas: alteraciones en el ámbito testicular, obstrucción de conductos, patologías en la próstata, alteraciones en la eyaculación o erección y alteraciones en el semen. Otro 40% sería por causas femeninas, como la menopausia precoz, la endometriosis, las obstrucciones o lesiones de las trompas de Falopio, anomalías uterinas y cervicales o los problemas ovulatorios. El 20% restante corresponde a causas mixtas o combinadas, en las cuales los dos son responsables.

¿Se puede acudir a las técnicas de reproducción asistida cuando la pareja se ha sometido a ligaduras tubáricas o a la vasectomía?

Sí, con un alto porcentaje de éxito, dependiendo de la edad de la mujer y la ausencia de otros factores causantes de infertilidad.

¿Son aplicables en personas minusválidas?

Las parejas en las que uno o ambos componentes padecen una discapacidad, y además existe un problema de infertilidad, pueden beneficiarse de las técnicas de reproducción asistida igual que el resto de las parejas.

¿Son caros los tratamientos?

La consecución de un embarazo por parte de una pareja con problemas de fertilidad puede costar entre los 400 y 7500 dólares si recurre a alguna de las técnicas de reproducción asistida ofrecidas en Nuestro Centro. En cualquier caso, el precio no solo depende del tipo de técnica, sino también de la frecuencia de su aplicación. Existe la posibilidad de facilitar formas de financiación para las personas residentes en el país. Para más información, consultar con el departamento de atención al paciente. En el extranjero el precio de los mismos procedimientos oscila en 10,000 – 20,000 dólares.

¿Son dolorosos los tratamientos?

Depende del grado de sensibilidad de la mujer. La prueba más molesta es la histerosalpingografía; pero, en cualquier caso, todas las pruebas son susceptibles de ser realizadas con anestesia y no tienen por qué ser dolorosas.

¿Son efectivas estas técnicas cuando la mujer ya ha entrado en la menopausia?

Sí, hoy en día, es posible tener un hijo tras una menopausia fisiológica, o en los casos en los que se ha producido una menopausia o un fallo ovárico precoz. El limite de edad recomendado para buscar un embarazo es de 50 anos, siempre y cuando este no signifique un riesgo importante para la salud de la mujer

¿Son necesarios muchos intentos de cada técnica de Reproducción Asistida?

No es recomendable realizar mas de 3 intentos de Inseminación Artificial ya que despues de ese numero de intentos las probabilidades de embarazo no aumentan. En los casos en los que no se obtenga una gestación, tras las inseminaciones artificiales, utilizaremos la combinación de una Fecundación in vitro normal con Micro inyección Intracitoplasmática, lo que nos permitirá determinar si existe un fallo de fecundación. Una vez determinada la técnica más adecuada, realizaremos 4 intentos de FIV o ICSI.

¿Son peligrosos los fármacos empleados en las técnicas de Reproducción Asistida?

Se han realizado muchos estudios para comprobar el efecto de los medicamentos hormonales utilizados para estimular la ovulación, y se ha comprobado que, salvo los efectos adversos de la hiperestimulación o de la gestación múltiple, no existen otros riesgos para la mujer en tratamiento, ni ninguna relación con el cáncer de mama o de ovario.

¿Suelen colaborar el hombre y la mujer en la misma forma?

El estudio de la esterilidad es un tema de pareja; sin embargo, aún hoy en día, acuden por primera vez a la consulta mujeres solas, ya que muchos varones piensan que la maternidad se vive sólo desde el punto de vista femenino. Afortunadamente esta actitud va cambiando y cada vez más parejas comparten por igual la idea de la descendencia y de los inconvenientes que ésta pueda acompañar.